Sin categoría

De vuelta de la dura “operación bikini”

18 mayo, 2011

Primera tarde que me siento delante del ordenador en condiciones, sin mareos, naúseas, vómitos, diarreas, fiebre ni otra sintomalogía propia de la pedazo de gastroenteritis que he cogido. Hacía tres años que no pasaba por algo así, y en aquella ocasión también me lo pegó mi hijo. Y es que los niños son los grandes portadores de las enfermedades, no lo dudéis.

Toda esta historia comenzó el viernes por la mañana, cuando una mami amiga del cole me contó que sus hijos estaban enfermos con diarrea y no habían ido al cole. El viernes por la noche el peque comenzó también con diarrea. El sábado a la fiesta diarréica se sumó la fiebre, la flojera y el dolor de cabeza. Estábamos completitos. Afortunadamente sin vómitos. Pero milagrosamente el domingo mejoró y por la tarde estaba ya jugando con los abuelos de lo más animado, momento en el cuál yo caí.

Siendo como era el día de San Isidro, patrón de esta nuestra ciudad, hice un cocido madrileño como está mandaó, y qué mejor que regarlo de un vinito tinto potente. Pues dicho y hecho y el papá sin complejos y una servidora se trincaron su cocido con su copa de vino. Todo fenomenal hasta que a eso de las 7 de la tarde yo empiezo a encontrarme consi consá. Sensación de estómago llenísimo, sensación de hinchazón, movimiento de tripas sospechoso y vomitona al canto. Pero me asusté porque parecía haber algo distinto a otras veces, era como ¡¡sangre!!.

Los que me seguís desde hace tiempo sabéis de mis problemas de estómago, heredados de mi familia paterna. Problemas con los que llevo batallando casi 15 años, pero que he ido superando airosamente. Y tras el descubrimiento del (bendito) kéfir, todo ha ido a mejor hasta el punto de prescindir de medicación.

Pero como mi estómago es así pensé que me había jugado una mala pasada, una úlcera o cualquier otra cosa.

El caso es que cogí el bolso, llamé a papá sin complejos y salimos pitando al hospital. Me atendieron enseguida, y me hicieron una exploración rápida y completa. Pero había que hacer una prueba para mi nueva, un lavado nasogástrico. Parece que de ese modo comprueban si hay restos de sangre y de ahí se pasan a otras pruebas más invasivas, como endoscopia. Para quien no lo sepa esta prueba consiste en meter un pequeño cateter por la nariz, y conducirlo hasta el estómago. Os aseguro que no es doloroso aunque sí molesto. Entonces meten suero, en mi caso medio litro. Solo sientes algo frío en el estómago. Y después con la misma jeringa que lo han introducido lo van sacando por el cateter. Ahí empezó el líquido a salir sonrosado, pero ni rastro de sangre ni de nada preocupante. Diagnóstico: el vino, que era tinto intenso, había teñido los jugos gástricos, sin más. ¡¡Puñetero vino!!, qué susto me ha dado. Y ya allí empezó la diarrea, completito vamos.

Los análisis confirmaron que todo estaba en orden, y se pasó el susto.

Como cuando llegas al hospital les falta tiempo para ponerte una vía, pues aprovecharon y me pusieron un calmante, primperán y omeprazol, así que yo a la media hora estaba divina de la muerte. Pero claro, me lo quitaron al darme el alta. Así que fue llegar a casa y comenzar con la juerga flamenca, vómitos, diarrea, fiebre, ole, ole y ole!!.

Y esa ha sido la historia de mi operación bikini, un par de kilos se han ido volando, tengo la tripa plana (o casi). Pero ha sido muy dura, yo casi me hubiera quedado con mi lorcilla cervecera tan agusto. Que yo a estas alturas ya ni tengo complejos ni nada.

Tanto el Peque como yo andamos muy cansados, sin ganas de mucho. Aunque a él le ha vuelto el apetito, yo ando con tortillita, fiambre de pavo, yogures y manzanas, y no me saques de ahí que todo me da asco. A ver si en unos días vuelvo a la normalidad. Tengo mi kéfir listo para que se ponga manos a la obra con mi flora y la repoble un poco, a la pobre.

Mañana sigo contándoos cosas, que me dejé mucho en el tintero, la segunda parte de la conferencia de Carlos González, el maravilloso lienzo que me han enviado unos estupendos profesionales y (casi) amigos, las cosillas que se cuentan en los corrillos de madres del cole. Mucho por contar, pero ya mañana. Por hoy lo dejo estar y me marcho a descansar, que tampoco es conveniente abusar.

Os he echado de menos, creo que ya no sabría vivir sin este blog, y sin vosotros.

You Might Also Like

31 Comments

  • Reply Mamá (contra) corriente 18 mayo, 2011 at 20:58

    A mi el vino me da dolor de cabeza, pero me acabas de dar una razón más para no tomarlo, ¡vaya sustazo!.

    Yo a las gastrointeritis es a lo que más temo del mundo. Se pone uno a morir, ¿verdad?.

  • Reply @Mousikh 18 mayo, 2011 at 21:08

    Pobrecita mía! Lo del lavado nasogástrico no lo sabía. Menos mal que te encuentras mejor. Nosotras también te echábamos de menos por aquí.

  • Reply mami poppins 18 mayo, 2011 at 21:19

    Menuda aventura, y sustazo, me alegro que ya estes mejor y recuperando fuerzas. El kéfir es maravilloso, hace unos días yo le dediqué un post que casualidad.
    Cuidate mucho y descansa

  • Reply Ángela 18 mayo, 2011 at 21:31

    Me alegro que ya estes mejor!
    Eso nada de abusos, que las gastroenteritis te dejan echa polvo.

  • Reply Cocinando entre Olivos 18 mayo, 2011 at 21:51

    Ay pobre, me alegro que estes mejor. Debe haber un virus, aquí lo tuvo el padre el domingo noche y lunes, yo empece el lunes a las 3 de la madrugada y el bebe grande se levanto vomitando, pobre como se asustó, menos mal que era sólo agua…el día de antes no quiso comer nada pero estaba como una rosa, Hoy todos mejor aunque con un yogur vamos servidos.
    En cuanto a la prueba se me han puesto los pelos de punta, qué valiente que eres!!!!

  • Reply edrake 18 mayo, 2011 at 22:18

    Ánimo que en unos cuantos días lo de la tripita plana se puede solucionar 😉 Ah! Me encanta cómo cuentas las cosas

  • Reply raquel 19 mayo, 2011 at 01:11

    Ay, pobre, me he reido con tu entrada pero lo debes haber pasado fatal.
    A mi no me vendria nada mal quitarme unos kilos pero no asi, desde luego.
    Disfruta del vientre plano por lo menos, algo es algo.
    Animo

  • Reply Sandra 19 mayo, 2011 at 05:33

    Nos alegramos de que te vayas recuperando. Te hemos hechado de menos!

  • Reply Ana 19 mayo, 2011 at 05:33

    Menos mal que ya estas mejor!!

  • Reply món cosit a mà 19 mayo, 2011 at 05:56

    Quedó allí en un susto…

  • Reply Mama mimosa 19 mayo, 2011 at 05:56

    Hace un año y medio me pasé dos o tres días KO por culpa de una gastroenteritis. Es horrible, pero el tipín que te queda sirve de consuelo. A mí me costó casi una semana volver a comer sin miedo a devolverlo. Me alegro de que ya haya pasado.

  • Reply Sus2008 19 mayo, 2011 at 06:42

    Me alegro de que vayas mejorando, tampoco te pongas a correr ahora, que estas cositas necesitan su tiempo para poder estar al 100%.
    Sigue cuidándote y cuidando al peque.
    Un besito

  • Reply Suu 19 mayo, 2011 at 07:17

    Ains pobre, vaya susto.

    Me alegro que ya estés algo mejor. Muchos besitos

  • Reply Treintañera con hijo 19 mayo, 2011 at 07:25

    Madre mia con el vino. Me alegro que ya estes un poco mejor.

  • Reply teresavet 19 mayo, 2011 at 07:28

    Yo la última vez que tuve gastroenteritis gorda, estaba embarazada de cinco meses. Menudo susto. Tres días de hospital, porque no toleraba ni los líquidos… Y me tuvieron tres días sin comer, porque debería haber estado en digestivo, pero como estaba embarazada me pusieron en ginecología, y se olvidaron de mí… como lo véis. Y encima, lo primero que me trajeron fue ¡sopa de fideos, merluza rebozada y un yogur! Lo mejor para el día después de tres de ayuno, y para un celiaco… y eso en un hospital… la leche.
    Bueno, espero que ya estés bien, y dale, dale al kéfir, que es mano de santo.

  • Reply Carol 19 mayo, 2011 at 07:58

    Me alegro de que estéis mejor, a ver si ya terminais de remontar.
    Se te ha echado de menos por estos mundillos.
    Besitos guapa

  • Reply Maria 19 mayo, 2011 at 08:36

    Menos mal que ya estas un poquito mejor, te hemos echado de menos. Las gastroenteritis fuertes son para mi gusto lo peor de lo peor… Muchos besos y a seguir recuperandote, no fuerces demasiado

  • Reply mariluz 19 mayo, 2011 at 09:21

    Me alegro mucho de que estes recuperada, que mal trago lo del vino, y lo del lavado, que angustiosa la prueba!!!
    yo hasta poco tuve gastritis y afortunadamente me ha curado sin necesidad de prueba, que quería la doctora de cabecera mandarme sin remedio…
    y sí pasé más de un mes con nauseas, dolores, insomnio… etc…
    La puñetera gastroenteritis nos ha dado a todas mas de un dolor de cabeza, además de barriga..
    recuerdo cuando juan pedro la cogió por primera vez. el año pasado por estas fechss, en la ludoteca…
    El tenia una diarrea que tenía que cambiarle el pañal cada 15 minutos… por lo demás más fresco que una lechuga… pero yo no podía con mi alma nos la contagió a los 2, papi en cama sonandole las tripas como un tractor.. y yo mareada perdia, recuerdo que lo lleve al pedi y me maree encima y me ensucié…menos mal que iba preparada…ultralevura a los dos…
    el nene curo pronto y el papi, pero yo me quedé en las guias, y super cansada..
    Los siguientes episodios de la dichosa enfermedad se cobrarón con fiebre y 3 días sin cole…
    Pero el terremotin seguia jugando y activo como si nada, qué energiaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!
    ahora me estoy recuperando de las piernas, que semanita la pasada. con las 2 piernas vendadas y mi nene nada más que demandandome!!
    y encima, ayer que ya estaba algo mejor, se me cayó un objeto al pie y vi las estrellas y la luna juntas… cojera al canto…
    Qué te mejores y ENHORABUENA POR CONOCER A CARLOS GONZÁLEZ…
    BESOS..

  • Reply Leia Organa 19 mayo, 2011 at 09:33

    Cómo te comprendo!

    Ya sabes que yo también padezco del estómago (ulceras sangrantes recurrentes) y la verdad es que debes estar hecha una "braga" y encima teniendo al Peque!

    El lavado de estómago lo están empezando a hacer "de rutina" pues a mi las tres ultimas veces que he ido (incluso embarazada) me lo han echo…

    Como te dije en el anterior post… muchos ánimos y besos.

  • Reply kira permanyer 19 mayo, 2011 at 09:34

    espero te mejores! se pasa fatal… eso si, cuidate ahora, que la morcilla abdominal vuelve sin llamar!

  • Reply Mamá Española en Alemania 19 mayo, 2011 at 09:44

    Me alegro de que estés mejor…

  • Reply LaCaro 19 mayo, 2011 at 09:45

    ¿Ves? los mimos son curativos. Pero ten cuidado, que después de los ascos viene el hambre canina.
    A mi me pasó algo parecido con una morcilla y otro tintorro; creí que me moría desangrada y lo que estaba era petada, ¡se me quedó una cara de tragona culpable!
    Hale, a seguir cuidándose, solete. MUA

  • Reply Anuda 19 mayo, 2011 at 09:59

    Jolín! Menudo susto más feo. Pero lo importante es que ya estás mejor y que poco a poco te vayas recuperando.

  • Reply etiKeta 19 mayo, 2011 at 11:16

    Vaya mala suerte! animo, cuidate y ponte bien.

  • Reply Mónica 19 mayo, 2011 at 13:42

    el virus anda pululando por toda España, porque aquí ya conozco un par de casos!!!!Y me alegro de que le veas el lado positivo: barriguita plana!!!! descansa y ya nos contarás!!!

  • Reply Arual 19 mayo, 2011 at 14:41

    Pobreta!! Me alegro que la cosa ya vaya mejorando. Un besote gordo!!

  • Reply Myriam 19 mayo, 2011 at 15:18

    Wapa, descansa mucho para reponer fuerzas, sé por propia experiencia que las gastro (sobre todo las fuertes) te dejan como si te hubiera atropellado un camion…
    Me alegro de la planura de tu barri, pero ojala la hubieras conseguido de una forma mas amable, jejeje.

    Un abrazo.

  • Reply Papalobo 19 mayo, 2011 at 20:53

    Me alegro de que estés ya mejor. Pero los pekes no son sólo unos grandes portadores de virus, no. Lo que son es un megalaboratorio biológico de generación de super-virus!!!!
    Amos que ellos pillan un ligero catarro y a ti te pasan la gripe A!!! Ains!

  • Reply mamadejulio 20 mayo, 2011 at 07:49

    Me alegro q ya estés mejor, vaya con el vino!!

    Ahora a recuperarte y a seguir escribiendo post, Jejé

  • Reply tanpancha 20 mayo, 2011 at 10:00

    Mucho ánimo "no hay mal que por bien no venga", pero el mal rato, flojera no te lo quita nadie….

  • Reply superamatxu 22 mayo, 2011 at 20:44

    Parece increíble lo mal que se pasa! Bueno, quédate con lo bueno: esos dos kilitos de menos.

  • Leave a Reply