Sin categoría

Fin de curso

27 junio, 2011

Como muchos sabéis el pasado viernes acabaron las clases de los más pequeños. Ese día dábamos carpetazo a un curso lleno de sorpresas, cambios, novedades, un curso donde mi hijo se ha hecho mayor.
Las notas han sido estupendas, no es por presumir (que bien sabe quien me conoce que no tiendo a ello) pero han sido inmejorables. Todos los ítems de las áreas que pongo a continuación han sido conseguidos:
– Conocimiento de sí mismo y autonomía personal.
– Conocimiento del entorno (físico, natural, social y cultural).
– Lenguaje: Comunicación y representación.
– Actitudes y hábitos.
Con respecto al inglés ha mejorado mucho también. Consigue entender y decir bastantes términos y verbos. Y su único empeño es ver Cars en inglés y Pocoyó,…., también.
Como novedad para el curso que viene, introducen un libro en esta asignatura que incluirá un DVD para que los padres (los que queramos claro) lo trabajemos también en casa. La acogida del idioma ha sido tan buena por los pequeños que no quieren dejar de avanzar. Lo cual me parece una noticia excelente.
Y aquí estoy yo, recordándome hace un año: miedos, dudas, aprensión, desilusión, terror. Solo veía lo malo. Veía a mi hijo, y a pesar de que sería de los mayores de la clase, no le hacía en un aula. De personalidad dependiente, introvertido a veces, poco sociable con según qué adultos. Enfrentarse a ese entorno tan desconocido y nuevo para él lo veía una dura misión.
Pero ha pasado un curso, el primero, muy rápido por cierto, y ahora me doy cuenta que muchas veces somos los padres quienes condicionamos a nuestros hijos. Tendemos a esperar de ellos la parte menos positiva, no confiamos en sus avances, en su madurez, en la educación que les estamos brindando, gracias a la cual superarán los retos que les vamos marcando. El inicio de la vida escolar, del colegio, es un reto sin duda. Es el inicio de una nueva vida, se convierten en “niños mayores” que aspiran a crecer y superarse a sí mismos.
Mi hijo empezó el curso con muchas espectativas, ya que me pasé el verano bombardeándole con historias del cole. Desde mi punto de vista es necesario que los niños conozcan los cambios que se les vienen encima, que sepan lo que pasará, incluso se pueden utilizar pictogramas para ello cuando los niños son muy pequeños. Eso les da seguridad y facilita el periodo de adaptación.
Compramos juntos sus libros, su ropa para el cole, su mochilita. Y estaba muy emocionado. Pero yo aún tenía mis dudas, el sistema educativo, el número de alumnos en clase, cómo se cubririan las necesidades de cada alumno. Yo, y solo yo, era un mar de dudas y miedo.
Pero llegó el día y fue sonriente y pizpireto a clase. Pero claro, se encontró con un montón de niños llorando y eso le impactó, pues no es él sensible ni nada. Y de ahí entramos en una mini crisis que duró exactamente 3 días. Pasado ese tiempo, que confieso para mi fueron días eternos, la normalidad entró en nuestras vidas, y el colegio ha pasado de ser una obligación a una necesidad.
Es feliz, así de simple, en el colegio es feliz, tiene su pandilla de amigos, se ha integrado socialmente perfectamente, es un niño obediente y dócil al que jamás han castigado. Sí, se utilizan castigos, sé que a muchos os puede parecer aberrante pero se utilizan. No se les da con la vara ni nada similar, pero se les retiran privilegios igual que muchas madres o padres hacemos en casa, y lo llaman castigo. Mi peque es super bueno en clase, ya me gustaría a mi que fuese igual en casa y no le han castigado nunca.
Ha ganado mucho en autonomía y en lenguaje, dos áreas que no estaban mal, pero donde he notado yo un progreso más que evidente. La escritura está siendo su handicap, su ilusión. Él solo ha aprendido a escribir su nombre, por imitación, fijándose en las letras. Y eso lo está haciendo con el resto de palabras. Lo mismo está ocurriendo con la lectura.
En el colegio no hay presión para adelantar la lecto-escritura, lo cual va muy al hilo de lo que yo opino. Van paso a paso, fomentando el juego, la relación social y el crecimiento personal. Pero mi hijo da pasos por sí solo, pasos que yo no freno claro está.
Sigue siendo un niño muy dependiente de mi, muy sensible, a veces hasta cansino, pero su profesora le ha sabido entender perfectamente y le ha sabido llevar a las mil maravillas. Y yo que pensaba que no se haría con una clase de 24 niños. ¡¡Vaya si lo ha hecho!!.
Hoy me doy cuenta que la que tenía miedo era yo, la que estaba insegura era yo, la que deseaba que no fuera al cole era yo, la que no confiaba en el colegio era yo. Mi hijo, en su inocencia se ha dejado hacer, y este curso escolar le ha abierto un mundo nuevo, un mundo en el que es feliz, independiente, mayor y ajeno a todos esos miedos de mamá.
Este post va dedicado a todas las madres y/o padres cuyos hijos están a las puertas de empezar el cole el próximo septiembre, no tengáis miedo, confiad en vuestros hijos, aprenderéis muchísimo de y con ellos.
Y ahora llega el verano, y claro, después de tener una agenda tan completita, en casa se aburre. Y el calor que hace no está ayudando. Nuestra humilde morada no dispone de urbanización con piscina…. y aunque tuviera, dado el episodio de faringitis que hemos pasado (y que por cierto, yo estoy pasando ahora, ¡ay qué dolor!) hay que ser conservadores y esperar.
Así que, ¿qué hacemos con los niños en vacaciones?, bueno con este tema me quiero extender, así que mejor lo dejo para otro post.

You Might Also Like

15 Comments

  • Reply Cartafol 27 junio, 2011 at 15:05

    Buenas reflexiones Belén…yo me estoy haciendo a la idea, que en septiembre ya no tendré ninguna princesa en casa, las tres en el cole!…bufff!…si fué ayer cuando comenzó mi princesa mayor y la vigilaba desde casa de mi tía con los prismáticos para saber que hacía en el recreo…

    Ahora a pasar el verano juntitas, y tu aprovecha a tu chico, que septiembre pronto llega!

  • Reply www.artesanodefotos.com 27 junio, 2011 at 15:11

    Como bien has dicho, muchos de los miedos son nuestros, no del niño. Tenemos que aprender a confiar en ellos, y también en los profesionales de la enseñanza, que por suerte, los hay muy muy buenos. A mí me encanta cuando llego del trabajo al mediodia y le pregunto que tal le ha ido en el cole, que cómo ha hecho la ficha. Entonces él me cuenta, y después me pregunta: ¿y tú mamá, que tal te ha salido tu ficha?
    Se está haciendo mayor, pero no me da pena, cada día es más hemoso y disfruto más de él.
    un beso y felices vacaciones!!!
    Ana

    (eliminé la anterior porque tenía errores de escritura)

  • Reply mamadejulio 27 junio, 2011 at 15:12

    Belen, anoche me acorde de vosotros. Me acorde del principio del colé de tu peque y en lo rápido q ha pasado este año. Parece q fue ayer cd nos contabas los comienzos!
    Me alegro, me alegro mucho de q estéis tan contentos con los resultados.
    Este año nos toca a nosotros y mi mayor miedo es q Julito se quede solo y no tenga amigos ( en la guarde juega solo siempre), espero q mis miedos no se hagan realidad.
    Ahora, a disfrutar del verano!!!!

  • Reply Nuria 27 junio, 2011 at 15:26

    Tienes toda la razón, muchas veces somos los padres los que tenemos miedos. A mi me pasa en cada cambio que vamos a introducir y siempre suele sorprenderme cómo se adaptan los niños. Me alegro de que todo haya ido tan bien.

  • Reply Drew 27 junio, 2011 at 16:08

    Creo que hay muchas madres que te agradecerán éste post…
    Me alegro de que al niño le haya ido tan bien 🙂

  • Reply Maria 27 junio, 2011 at 19:22

    El peque es un gran niño, es una personita maravillosa, yo creo que todos hemos aprendido de el este curso, y yo creo que mucho es consecuencia del trato que tenéis con el. Felicidades para el peque pero tb para los papis, sois un referente para nosotros… Un besazo y gracias por la entrada creo que va a ayudar muchísimo

  • Reply Silvia de "Ser madre:toda una aventura" 27 junio, 2011 at 20:01

    Los peques son niños muy fuertes y seguros de sí mismos si los padres sabemos inculcárselo correctamente, y tu hijo es la prueba. ¡Enhorabuena!
    A disfrutar muchísimo de tu campeón este verano y espero el post que has prometido porque seguro que da para mucho 😉

    Besos linda

  • Reply mami Poppins 27 junio, 2011 at 21:04

    Ainnn muchas gracias por que estoy flipando con que empiece el cole, reconozco que me impone un poco, sé que al final esará encantada y que los profes, casi siempre hacen bien su trabajo.

    Estoy contigo que hay que hablar del cambio, para favorecer la adaptación y me gusta la idea del pictograma.

    Y qué hacer con los niños en verano, es como más aprenden y se lo pasan pipa,l saltar, cantar, reir, leer, apuesto por los juegos tradicionales.

    Un beso

    Besos

  • Reply candileja 27 junio, 2011 at 22:25

    Sobre las vacaciones de verano. Ideas. http://bit.ly/k9qEbf

  • Reply Mama mimosa 28 junio, 2011 at 05:36

    Me alegro mucho de que le haya ido tan bien el curso y que tu hayas podido relajar tus temores iniciales. La verdad es que a pesar de ser niños siempre nos van a sorprender por su capacidad para adaptarse y afrontar los cambios. Ahora, a disfrutar de las vacaciones juntos.

  • Reply Arual 28 junio, 2011 at 06:05

    La reunión de ayer tarde en el nuevo cole y tu post de hoy me han animado mucho con este tema, ya sabes que yo también voy cargada de miedo y preocupación. Me gustó que nos comentaron la flexibilidad de la adaptación y también que les hablaramos en verano positivamente de la nueva experiencia. Fruto sin duda estos comentarios del buen hacer del centro.

  • Reply Belen Pardo 28 junio, 2011 at 06:49

    Cartafol, lo bueno es que tu ya tienes experiencia en esto, conoces el cole, coñe tu estás casi tanto dentro como ellas, el próximo curso tu también vas a tener muchos cambios. Ánimo con ellos.

    Artesano de Fotos, a mi también me encanta cuando sale de clase, me cuenta las tareas del día, las canciones que han aprendido, o si hay alguna nueva palabra en inglés que sabe, las batallas con los compañeros. Se le ilumina la carita!!

    Mamadejulio, mi hijo no tenía amigos hasta que empezó el cole. Bueno sí, miento, tenía 1!!! Que tiene el mismo carácter que él, aunque mi hijo es muuuucho más arisco. Pero no era muy dado a las compañias infantiles. El Proceso de socialización comienza a dar sus frutos a partir de los 3 años, es cuando ellos necesitan la compañía de sus iguales, y tu irás viendo cómo Julito va cambiando, ya lo verás. Ahora mi hijo allá donde vamos se echa amiguitos, ayer mismo, vamos a un Centro Comercial, le dejo con su padre 15 minutos para ir a ver unas cosas, y cuando vuelvo se había hecho una mini pandilla con 2 niños. Antes eso era impensable. Todo llega amiga mía, ya lo verás, no tengas miedo.

    Nuria, es que los peques son sorprendentes, se adaptan de una manera alucinante. Los que no nos adaptamos tan bien somos los adultos y proyectamos sobre ellos gran cantidad de inseguridad, lo cual es un error.

    Drew, me veo a mi misma hace un año y era un manojo de nervios, y me voy encontrando con muchas madres y padres en esa situación. Por eso me empeño en contar este tema, lo he repetido varias veces en el blog a lo largo del curso. Porque mi hijo es muy especial, super dependiente de mi, hipersensible. Y si él ha conseguido adaptarse así, muchos niños de carácter más fácil lo conseguirán sin problemas.

    María, gracias por tus palabras. No creas que lo hacemos todo bien. Yo cometo muchos errores cada día, la falta de paciencia es mi gran handicap, pero lo intento, prometo que lo intento. Quizá mi mérito, si se puede llamar así, es comprender las fases por las que el niño pasa, aceptarlas, entenderlas y asumirlas. Sé lo que hay y trabajo con ello. Igual eso me da ventaja. Me ha costado llegar a esto, no vayas tu a pensar, pero dado el carácter firme y superdefinido que tiene mi hijo poco más podía hacer.

    Silvia, mañana prometo que escribo el post de ¿qué hacer con los niños en vacaciones?, Mi visión ha cambiado un poco en estos últimos meses, ha cambiado al ritmo que mi hijo ha crecido…..

    Mami Poppins, claro que sí, al final estará encantada. Pero es importante que tu, por tu parte, expreses tus ideas, miedos, etc, a los profesores que tenga. Es fundamental un trato cómplice con ellos, conocerles tu a ellos y ellos a ti. Dar por hecho que lo harán bien sin más es arriesgado y una se puede llevar sorpresas. Yo soy de las pesadas, de las de preguntar mucho, pedir dos o tres citas con la tutora para ver su evolución, contarle, escuchar,…, en fin, me parece indispensable.

    Candileja, gracias, paso ahora a ver.

    Mamá mimosa, las vacaciones prometen ser….. durillas. El inicio no ha sido muy allá, tanto calor de golpe le tiene un poco desanimado, no le gusta mucho, quiere calle, piscina, trote, y con la faringitis que ha tenido, el tema agua está aparcado de momento. Pero ya tengo un plan de “trabajo” diario.

    Arual, me alegro que la reunión del cole despejara dudas, suele ser así. Lo propio es que sean muy muy flexibles con los más peques, máxime en el periodo de adaptación. Eso hará que ese periodo sea muy corto, para bien de los niños, y de los padres claro. Si te puedo ayudar en algo, ya sabes dónde está mi correo. Verás que bien va a ir todo guapa!

  • Reply mama de parrulin 28 junio, 2011 at 09:15

    Muchas gracias Belen, empezamos el cole en septiembre y aunque estoy convencida que el miedo solo es mio me ha gustado mucho leer el resumen de tu experiencia. Va a la guardería unas pocas horas, pero el cole ya es algo serio. No le da pena ninguna y a mi se me cae la lagrimilla de pensar que este jueves ya se despedirá de su profe. Snif!

  • Reply dembora 28 junio, 2011 at 12:07

    Gracias maja,

    Mi hijo empieza el cole este año, y leer una historia de alguien que tenia los mismos miedos que yo y ver que todo salio bien … pues como que ayuda mucho

  • Reply MadreYMas 29 junio, 2011 at 09:57

    Enhorabuena por esa feliz adaptación y esas notas!
    Yo también soy de la opinión de que muchas veces transmitimos a los niños nuestros miedos y les condicionamos en extremo.
    Me alegra mucho saber que los dos os habéis adaptado así de bien.
    Feliz verano, pues!

  • Leave a Reply