Sin categoría

La vuelta al cole también con Arnidol

15 septiembre, 2011
El lunes muchos comenzamos el curso 2011/12, era un momento muy esperado por mi hijo aunque lo vivió con sentimientos ambivalentes. Por un lado la emoción de volver a su cole, con sus amigos, su profesora a la que adora, sus rutinas. Pero por otro los nervios, su timidez, los ligeros cambios. Pero todo ha ido estupendamente y a día de hoy parece que llevamos dos meses de curso. Ha integrado los horarios en su rutina perfectamente, se acuesta temprano, no le cuesta levantarse por la mañana, está feliz y muy adaptado. No se puede pedir más.
Uno de los cambios de este nuevo curso es que como ya es “mayor” puede acceder a otra parte del patio donde tienen toboganes y demás divertimentos. Confieso que eso me pone un poco nerviosa. Aunque a muchos niveles mi peque es muy espabiladillo, a nivel físico, digamos que ha salido a su madre, el pobre. No os digo más que a veces se le enredan los pies y por eso se cae. Y aunque este verano hemos tenido muchísimas menos caídas, golpes, tropiezos y heridas que el año pasado, él no es de los más ágiles subiéndose a los columpios y demás.
Por otro lado, y para mi tranquilidad, es un niño bastante prudente y responsable así que espero no tener ningún percance. Y si lo hay, pues ya se solucionará, que le vamos a hacer.
Y yo que veo ahí el principal peligro, ayer me sorprendió y me demostró que con niños el peligro está en todas partes. Cuando salió de clase me contó que se había dado un golpe en la frente y otro en la nariz. ¿Y esooooooo?, pregunté yo. “Mamá es que subiendo por las escaleras me he chocado con la cabeza de mi compañero?”. ¿Pero de qué manera suben estas criaturas las escaleras que se chocan con cabezas ajenas?. No lo vi hinchado, ni enrojecido. “La profe me ha dado barrita en el golpe”. ¡¡Ay!!, bendita profesora, se ha acordado de la barrita de Arnidol que le llevé el curso pasado. Primer golpe, primera solución.
Creo que le voy a llevar una barrita que tengo por casa para que la tenga de reserva, por si las moscas. Que ahora, con este buen tiempo, salen mucho al patio y los riesgos aumentan.

You Might Also Like

15 Comments

  • Reply Cartafol 15 septiembre, 2011 at 07:50

    Muy buena idea, darle la barrita a la profe! Besos

  • Reply mamadejulio 15 septiembre, 2011 at 08:26

    Genial q hayáis vuelto tan bien a la rutina!

    A mi los toboganes me dan pánico, siempre q voy al parque suelo estar pegada x si las mocas. Menos mal q en el colé de Julito no hay toboganes, jeje

  • Reply MAMAENCANTADA 15 septiembre, 2011 at 08:42

    Yo gracias a ti he comprado la barrita magica y la llevo siempre conmigo. Aun no la he usado porque mi peque es pequeñajo y todavia no se ha dado ningun golpe, pero la tengo ahi para cuando la necesite.

  • Reply tanpancha 15 septiembre, 2011 at 09:07

    ay yo tengo que comprarla que llevamos tb unos días que vamos a dos golpes diarios…..yo tb he pensado como se ha podido dar un golpe con la cabeza de otro….

  • Reply Maria 15 septiembre, 2011 at 09:42

    Nosotros ahora la tenemos siempre controlada porque la peque va a golpe por día, y eso que intentamos tener cuidado pero es algo inevitable!! Que bien que la profe la esté usando!! Un besito

  • Reply Belen Pardo 15 septiembre, 2011 at 10:00

    Cartafol, se lo llevé el curso pasado después de un golpazo en el pómulo que se dió mi hijo. Si se lo hubiera dado nada más darse el golpe el pómulo no hubiera parecido una ciruela.

    mamadejulio, están muy vigilados, esa es la verdad, pero el peligro siempre existe.

    MAMAENCANTADA, mejorrrrr que no la hayas usado 🙂

    tanpancha, siempre es bueno llevarla sí. Lo de los golpes y los críos,…, misterios. Mejor no saber :S

    María, cuando se lo llevé a la profe se sorprendió pero quedó encantada.

  • Reply mama de parrulin 15 septiembre, 2011 at 10:57

    Es genial que no le haya costado mucho. Que juegue a más cosas. El mío tampoco es muy habil el pobre, ha salido a mí.
    Claro que hubiera preferido que fuera la profe la que me dijera que se ha dado los dos golpes, y no el niño…

  • Reply Carol 15 septiembre, 2011 at 11:16

    Yo también se lo compré despues de tus consejos, y nos está viniendo muy bien. No es que se de muchos golpes pero alguno que otro si se ha dado. Y para las picaduras de mosquitos, como dijiste, también nos ha venido fenomenal.
    Besos

  • Reply lamamadeunabruja 15 septiembre, 2011 at 13:02

    Pues una barrita en la mochila!! si es que por muy prudentes que sean los golpes son lo de cada día, esperemos que la use poco 😉

  • Reply Belen Pardo 15 septiembre, 2011 at 17:25

    mama de parrulin, yo es que soy algo pato hija mía. Y aunque ha salido a mi, no lo es tanto, ¡afortunadamente!. Él ha sido el que ha dicho lo del golpe y luego la profe ha venido a comentarme que se ha tropezado con un compañero pero que no ha sido nada, afortunadamente esta mujer está en todo 🙂

    Carol, lo de las picaduras es todo un descubrimiento. Pero mira, viendo que va bien hasta en el juanete de papá sin complejos…. me creo que es un poco mágico 😉

    lamamadeunabruja, yo quisiera que no la usara nada!! pero por desgracia es imposible. Aunque te confieso que llevamos un verano exentos de golpes fuertes y heridas. Debe ser que se me hace mayor. Ahora nos exponemos más a escayolas y demás menesteres,… ainssss.

  • Reply kira permanyer 16 septiembre, 2011 at 10:49

    que bien va eh? y si la acompañas de arnica a la 5th cuando el golpe es notable, mejor que mejor!!!!!

  • Reply Jamie 20 septiembre, 2011 at 09:03

    Me acabáis de abrir un mundo nuevo. Yo soy inexperta (y algo bruta) y no sabía que había algo más allá del trapito con hielo. Me apunto también lo de las picaduras.

  • Reply Gema 20 septiembre, 2011 at 09:13

    El mío no quería ir al cole, después encanta ya sabéis. La verdad es que a veces te sorprende lo rápido que se adaptan.

    Yo Arnidol lo uso desde hace tiempo y estamos contentos, los niños son muy inquietos y se pegan algún que otro golpe, tener algo que les alivie el dolor tan rápido siempre me ha dejado algo más tranquila.

  • Reply Clara 20 septiembre, 2011 at 11:22

    Yo también le daré una barrita a la profe de mi enano!! Que buena idea!!

  • Reply Mama2.0 20 septiembre, 2011 at 11:36

    uuuuf! se abre la zona de columpios para mayores…seguró que habrá que echar mano de Arnidol alguna vez. pero que es la infancia sin un par de caídas tontas de los columpios?

  • Leave a Reply